¿Qué es una comunidad energética?

Convierte tu edificio en una comunidad energética y consigue grandes ahorros en las facturas de luz y gas.
¿Qué es una comunidad energética?
¿Sabías que España es el segundo país de la Unión Europea con mayor dependencia energética? Sólo en España ronda el 73%, superada por Italia. Te sorprenderá saber que la media de Europa estaba en 53% en el 2016. De esto hace solo unos años, aunque en Europa ha ido a la alza el consumo de energías renovables fomentando el autoconsumo.
Esto significa que apenas producimos un tercio de la energía que consumimos. Increíble, ¿verdad? Cada vez somos más ineficientes. Autoconsumo, sostenibilidad, energía verde… todo esto a nivel local. Gestionado por y para los ciudadanos. ¿Suena bien? Aquí es donde entran en juego las comunidades energéticas. Si te estás preguntando qué son, sigue leyendo.

Índice de contenidos

El camino a la eficiencia energética

La única forma de ser sostenibles es enfocarnos hacia la energía limpia. ¡Y qué mejor manera de hacerlo que ser autosuficientes! La idea aquí no es otra que aprovechar el buen tiempo del que goza gran parte de España —además de evitar pagar cada mes cantidades desorbitadas en la factura de la luz— para cambiar la forma en la que consumimos electricidad.
Las comunidades energéticas son mucho más que energía limpia. Imagina que tu comunidad de vecinos monta paneles solares para aprovechar esos días de sol y reducir así vuestro impacto -además de reducir la factura- en el medioambiente. Ahora, extrapola eso a tu barrio. Tu comunidad genera energía -son los vecinos los responsables- que será la que consuman tus vecinos y tú, además de almacenar la que sobre.

En qué se diferencia

El objetivo es que los ingresos generados se utilicen para dar servicio, ayudar a la comunidad —generando ingresos y empleo local— y aumentar la cantidad de electricidad que se genera —mediante la compra de nuevos dispositivos—. Son los ciudadanos, empresas o autoridades los que participan y quienes tienen el control.
Por último, la toma de decisiones está basada en una democracia para asegurar que sea justo para toda la comunidad.

Ventajas de las comunidades energéticas

Hay varios puntos importantes —y que tal vez ayuden a que consideres esta opción— que debemos mencionar:

  • Creación de empleo local necesario para gestionar la comunidad.
  • Aumento de la energías renovables y menor impacto medioambiental.
  • Mayor participación de los ciudadanos.
  • Generación de ingresos locales.
  • Ahorrar en la factura de la luz en tu comunidad de vecinos.

Esto se traduce en que son los ciudadanos los encargados de gestionar y los que se benefician de sus ingresos. Sin intermediarios. Lo vuestro, es vuestro.

Retos a los que se enfrentan

Todo esto se mantiene gracias a los ciudadanos, pero también puede ser un arma de doble filo. Ante la necesidad de recaudar por adelantado el dinero necesario, cabe la posibilidad de que no todos puedan colaborar. Lo bueno es que existen convocatorias de ayudas —generales y/o locales— para instalaciones de autoconsumo colectivo con lo que ahorrarse un buen porcentaje de la inversión inicial, reduciendo así el coste para los vecinos.
No olvidemos que son los ciudadanos los que realizan las tareas de forma voluntaria por lo que es posible que no haya profesionales del sector energético que puedan ayudar. También deben encargarse de gestionar la comunidad por lo que tal vez no tengan las capacidades necesarias o la experiencia suficiente para enfrentarse a todos los trámites administrativos que necesitan. Una solución sería contratar a un administrador para que lleve todo el papeleo, además de contar con ayuda profesional para la instalación y mantenimiento de la comunidad.
Por último, es necesario definir claramente la forma jurídica de la comunidad para evitar posibles problemas de préstamos familiares que acaben en el olvido.
Con unos pequeños cambios podremos reducir nuestro impacto y colaborar con el medioambiente. Es necesario concienciar a la gente de que la única forma de ayudar al planeta es invertir en energías renovables y limpias. Ayudar no es una cuestión de lujo: colaborando juntos podemos ser más responsables.
Desde Acis Energía ponemos a tu disposición la tarifa verde Ecoluz, energía 100% renovable y lo mejor de todo ¡a un precio imbatible!

Mucha gente pequeña, en lugares pequeños, haciendo cosas pequeñas, puede cambiar el mundo.
─ Eduardo Galeano